Menú Cerrar

Crédito a la Palabra ¿Cómo solicitarlo?

Como parte de un programa que busca impulsar la economía del país desde las bases, desde 2019 el gobierno de Andrés López Obrador ideó la entrega de un tipo de préstamo llamado Crédito a la Palabra, que consiste en la entrega de cierta cantidad de dinero sin el pago de intereses a microempresarios.

A través de Tandas, el gobierno ha ido entregando créditos a los pequeños negocios cuyos dueños solicitan tal beneficio económico. Lo mejor es que ni la tramitación ni el proceso de selección son demasiado complejos. Justamente está hecho para ayudar a la mayor cantidad de personas posible.

¿Quién puede solicitar el crédito a la palabra?

Este crédito está destinado a aquellas personas que quieran abrir o mejorar un pequeño negocio, como tiendas, talleres o la venta de algún servicio o producto de baja escala. Además, muchos sectores sociales han diseñado su propio programa de Crédito a la Palabra. El sector Ganaderos, Campesinos y Mujer son uno de ellos.

El Crédito a la Palabra puede ser solicitado por microempresarios, emprendedores y personas económicamente activas.

Crédito a la Palabra de la Mujer

Si se trata del Crédito a la Palabra de la Mujer, puede ser entregado a mujeres con ingresos familiares menores a tres salarios mínimos diarios. Estas personas deben tener algún fundamento que les acredite como dueños de algún negocio o emprendimiento, o formas de demostrar que se tiene un plan de trabajo para iniciar un negocio individual o como una cooperativa.

Para la selección de beneficiarios son tomados en cuenta los datos socioeconómicos y demográficos de los solicitantes, bien sea para los microcréditos individuales o en grupo.

Requisitos para solicitar un Crédito a la Palabra

Como todo crédito o producto financiero, el Crédito a la Palabra también dispone de una serie de requisitos y condiciones para ser otorgado. De hecho, el proceso de selección de solicitudes no es al azar. Cada caso es estudiado para saber si cumple con los lineamientos establecidos, mismos que se pueden leer en la web de programas sociales.

  • Tener una edad comprendida entre los 30 y 64 años, incluidos esos números.
  • Vivir en un municipio que esté adscrito al programa social en cuestión, es decir, territorios clasificados como poblaciones de media, alta o muy alta marginación.
  • Debes tener Clave Única del Registro de Población (CURP).
  • La clasificación de tu municipio, según el Consejo Nacional de Población, será determinante para la selección.
  • Presentar identificación oficial vigente.
  • Comprobante de domicilio vigente (No mayor a los tres meses).
  • Entregar formulario de solicitud rellenado con tus datos.

¿Cómo funciona?

Una vez entregados todos los requisitos y sea aprobado el crédito, el beneficiario recibirá 6,000 pesos sin intereses con cuotas mensuales de 500 pesos durante un año.

Cuando haya pagado todo el crédito le será otorgado otro de 10,000 pesos, luego de 15,000 y 20,000 bajo la misma modalidad: pagar uno por completo para recibir el siguiente.

El padrón de beneficiarios es público. En la web oficiales ligadas a los Programas Sociales podrás encontrarlo. De hecho, casi toda la información asociada a este programa es pública, como el presupuesto y gasto anual.

Ventajas del Crédito a la Palabra

  • Los montos que hasta ahora se han otorgado son de 6,000 hasta 20,000 pesos.
  • No se requiere de mucho papeleo para poder solicitar el crédito.
  • El trámite es sencillo.
  • Sin pago de intereses de ningún tipo.
  • Habrá tres meses de gracia en los pagos mensuales para devolver el dinero, es decir, comenzarías a pagar al cuarto mes de haber recibido el dinero.
  • Los montos mensuales para pagar el crédito pueden ser de unos 500 pesos, dependiendo del monto finalmente otorgado.
  • Mientras culmina el pago de la primera tanda de dinero, puedes tener acceso a la segunda sin problemas.
  • Según el comportamiento de los beneficiarios durante la devolución del crédito, les podrá ser otorgados nuevos créditos en el futuro, luego de un año de haber pagado el crédito actual o anterior.

Como verás, son muchas las ventajas que obtendrías al solicitar un crédito a la palabra de AMLO. Lo importante es saber que se trata de la adquisición de un compromiso como el de cualquier otro crédito. Las cuotas deben ser pagadas sin retrasos.

Con este crédito puedes comenzar a contar con un buen historial crediticio, que además te ayude a obtener más créditos del gobierno, que además de las bajas tasas, el gobierno retrasa el pago de cuotas los primeros tres meses de haber recibido el dinero, algo que lógicamente es muy beneficioso para el que recibió el dinero y necesita invertirlo para obtener ganancias.

En definitiva, si tienes un negocio pequeño que quieres potenciar o has manejado una idea durante un tiempo y no has logrado tener acceso a la banca privada, sin duda el Crédito a la Palabra te puede ayudar a cumplir algunas de tus metas inmediatas.

Consulta nuestras entradas antiguas para que te enteres de otros créditos y préstamos disponibles en México. Disponemos de una amplia información acerca de muchos de los productos financieros que están a nuestra disposición.

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *